Hugo Chávez y aliados comandan cruzada para mediar con Libia

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Hugo Chávez y aliados comandan cruzada para mediar con Libia

Mensaje  DashBash el Mar Mar 15, 2011 4:57 am

Venezuela, Cuba y Nicaragua, fueron los primeros líderes en oponerse a la participación de las fuerzas armadas de EUU y la OTAN, y en insinuar que reportes cometidos por Gaddafi son desproporcionados y no han sido comprobados.

Aunque Moamar Gaddafi se encuentra cada vez más aislado en el terreno internacional, aún le quedan algunos amigos en tierras lejanas.

Los izquierdistas más prominentes de Latinoamérica salieron pronto en su defensa y mantienen esa posición aun cuando ex amigos, vecinos y compatriotas han abandonado al asediado líder libio y pedido su dimisión.

Hugo Chávez, de Venezuela; Fidel Castro, de Cuba, y Daniel Ortega, de Nicaragua, fueron los primeros líderes en oponerse a la participación de las fuerzas armadas de Estados Unidos y la OTAN, y en insinuar que los reportes de atrocidades cometidas por las tropas de Gadafi son desproporcionados y no han sido comprobados.

"¿Qué quiere Estados Unidos (en Libia)? Una guerra para tomar control del petróleo", afirmó Chávez el domingo.

También elogió a la Unión Africana por designar una comisión de gobernantes que viaje a Libia para promover el diálogo, un esfuerzo acorde con su misión de paz.

El llamado de Chávez para una mediación refleja tanto su afinidad con Gadafi como su ambición de ser un interlocutor global al arengar a las naciones en contra de Estados Unidos.

Pero sus detractores dicen que el mandatario venezolano no tiene credibilidad para promover la mediación porque ha ignorado los abusos por parte del régimen de Gadafi. Y su posición es incómoda para algunos de sus aliados y partidarios políticos, quienes apoyan el levantamiento y dicen que es hora de que el dictador libio deje el poder.

Los izquierdistas más acérrimos de la región acogieron desde hace tiempo a Gadafi como un colega que lucha contra la influencia de Estados Unidos, e instintivamente rechazan cualquier intervención de la Casa Blanca en casi cualquier parte.

Tanto Castro como Chávez han insinuado repetidamente que Estados Unidos está incitando los problemas en Libia para hacerse del petróleo de ese país, y han rechazado tajantemente la idea de que haya una fuerza militar extranjera en la nación del norte de Africa.

Esa posición los ha puesto en desacuerdo con algunos de sus amigos. Los gobiernos de inclinación izquierdista en Argentina y Brasil han condenado la represión de Gaddafi contra la oposición, e incluso algunos seguidores de Castro y Chávez se han retractado de sus posiciones.

Comentarios publicados en los sitios de internet del gobierno cubano y en artículos del cibersitio pro Chávez aporrea.org han objetado el respaldo para el excéntrico mandatario de Libia.

Un artículo difundido en aporrea.org bajo el título "¡Ni Gadafi ni el imperialismo!" afirma que el gobierno de Chávez debería apoyar a las "masas revolucionarias" de Libia que se han levantado para derrotar al "dictador capitalista".

"Gaddafi no es ningún revolucionario sino un contrarrevolucionario. ¡El gobierno bolivariano (de Venezuela) debe apoyar a las masas revolucionarias de Libia!", dice.

Un grupo de marxistas venezolanos, encabezado por el escritor Domingo Alberto Rangel y el abogado José Ramón Velásquez, expidió la semana pasada un comunicado en el que condena "la brutal represión" de Gadafi contra la población civil.

En tanto, el gobierno en Caracas difundió un comunicado, apoyado por al menos 260 artistas e intelectuales en Venezuela y otras partes, que se opone a una intervención militar extranjera y apoya la propuesta de mediación de Chávez.

El analista Adam Isacson, de la organización Washington Office on Latin America, dijo que la visión de Chávez y "su evidente falta de preocupación por los abusos de Gadafi se deben a la combinación de una extraviada solidaridad sur-sur y al deseo de tomar una posición contraria a Estados Unidos casi bajo cualquier circunstancia".

"Por supuesto que la posición de Chávez le da nuevos argumentos a sus muchos críticos internacionales", dijo Isacson. "Especialmente entre los gobernantes latinoamericanos más moderados, la posición de Chávez sobre Libia eleva el costo político de mantener relaciones cálidas con él".

La posición Chávez-Castro también entra en conflicto con el punto de vista de la mayoría de los estados árabes. La organización de éstos, la Liga Arabe, está promoviendo una zona de exclusión aérea para impedir nuevos ataques de las fuerzas de Gadafi.

La Unión Africana, sin embargo, dijo que formó una comisión de jefes de Estado que viajará a Libia para tratar de resolver la crisis.

"Condenamos el uso desproporcionado de la fuerza", declaró Noureddine Mezni, vocero de Jean Ping, que preside la Unión Africana. "Estamos tomando muy en serio este asunto de Libia".

Chávez encomió igualmente la posición de la canciller alemana Angela Merkel, quien se ha mostrado cautelosa sobre una intervención militar, y ha expresado la esperanza de que Rusia y China se pronuncien contra una participación militar extranjera.

Aunque Chávez ha reafirmado su amistad con Gaddafi, no ha avalado la represión a la oposición en Libia. Ha insinuado que la represión es objeto de informaciones distorsionadas y ha dicho que espera un pronto fin de la guerra civil.

El presidente nicaragüense se mostró más entusiasta. Ortega expresó su solidaridad con Gadafi y dijo que los enfrentamientos son para que Libia siga intacta. Los vínculos de Ortega con el líder libio se remontan a la década de 1980, cuando Gadafi era un simpatizante del gobierno izquierdista de los sandinistas.

Antes que estallaran los choques en Libia, Chávez y Gadafi habían tratado de impulsar la integración entre América del Sur y Africa.

Cuando Gaddafi visitó América Latina por primera vez en el 2009, participó con Chávez en una cumbre en Venezuela. El líder libio se destacó con sus gafas oscuras, vestimenta africana y un grupo de mujeres guardaespaldas, pero en cuestión de ideología hizo hincapié en los mismos temas que Chávez: ideales socialistas y la necesidad de hacer frente a las potencias mundiales.

Mediante un intérprete, Gadafi le dijo a su amigo. "Estamos en el mismo frente, en la misma trinchera contra el mismo enemigo".
avatar
DashBash
Admin

Mensajes : 61
Fecha de inscripción : 14/03/2011

Ver perfil de usuario http://resistenciaantiv.forochile.org

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.